Cinemania Claqueta Arrastra este icono a tu barra de tareas y estarás informado de todas las novedades.
Logotipo de CINEMANIA CINEMANIA
Jueves, 24 de Abril de 2014
Siguenos en Google Plus

Noticias

|

Las chicas quieren diversión: 10 grandes escenas de masturbación femenina

12.06.2012

En 'Hysteria', Hugh Dancy y Maggie Gyllenhaal nos cuentan la invención del consolador eléctrico. Las protagonistas de estos filmes también usan ese aparato... Pero no siempre. Por YAGO GARCÍA

las chicas quieren diversion 10 grandes escenas de masturbacion femenina

"¡Esas manos, Maggie, que luego van al pan!".

Ahora, cuando una chica lleva tiempo sin tener sexo en condiciones, lo más que diríamos de ella es que "no se come un rosco". Pero hasta antes de ayer, en términos históricos, el vocabulario era muy diferente: un cirujano victoriano frunciría el ceño, se quitaría el monóculo y anunciaría muy serio que padece de "histeria femenina". Una enfermedad provocada por no tener el útero en su sitio, y que sólo podía remediarse con un "paroxismo histérico". Es decir, por ese estado de convulsiones, rubor y gemidos provocado por un masaje en sus partes íntimas. ¿Te suena?

Efectivamente: como nos enseña Hysteria, la comedia que se estrena este viernes con Hugh Dancy y Maggie Gyllenhaal en los papeles principales, las señoras adineradas de medio mundo iban a sus médicos para que les practicasen enérgicos dedos previo pago. Lo cual, explica el filme, se acabó (por fortuna para las pacientes, y para los brazos de los galenos) cuando se inventó el vibrador eléctrico. En honor a este invento, y a los siglos en los que las mujeres del mundo tuvieron que aguantar aquellas estupideces, hemos recopilado 10 grandes escenas de chicas dándose placer en solitario. Porque, para histéricos, algunos que aún siguen pensando que a ellas no les apetece.

Átame

atame_masturbacion

La 'pecadora': Victoria Abril

Técnica y resultados: Seguro que los doctores de Hysteria no podían imaginarse que, en un futuro, su pesadísimo y complicadísimo artilugio podía ser sustituído, no ya por un artículo de venta en sex shops, sino por un pequeño submarinista de juguete. Dado su rostro de satisfacción, parece que el juguete deja a la Abril muy aliviada, pero al final acaba prefiriendo a Antonio Banderas. No la culpamos.

Melissa P.

maria_valverde_melissa_p

La 'pecadora': María Valverde

Técnica y resultados: Ya que nos ponemos gimnásticos, es obligatorio recordar la forma en la cual la musa de Tres metros sobre el cielo se daba placer con la barra fija. Todo ello, además, sin quitarse los pantaloncitos ni la camiseta del insti siciliano, y con unos gemidos tan sonoros que extraña que los profesores no la llamen al orden.


Melissa P Masturbation Scene por truechannel

Sliver (Acosada)

sliver_sharon_stone_masturbacion

La 'pecadora': Sharon Stone

Técnica y resultados: Recién convertida en sex symbol gracias a Instinto básico,una Sharon muy pija y muy neoyorquina decide que ha llegado el momento de tomar un baño relajante. Entre la espuma, la tranquilidad y el agüita caliente, pasa lo que pasa... Y el voyeur William Baldwin, que ha llenado de cámaras su edificio, la imita a su manera desde la sala de monitores. ¿Sexy o enfermizo? Ambas cosas...

Bienvenido Mr. Chance

shirley_maclaine_masturbacion

La 'pecadora': Shirley MacLaine

Técnica y resultados: "Me gusta mirar", afirma un impasible Peter Sellers cuando la actriz de El apartamento requiere su cuerpo serrano en plan adúltero. Y ella se lo toma por lo literal, regalando a la cámara una sesión de autoerotismo contorsionista y muy, muy ruidoso... Ignorante de que el personaje de Sellers es, en realidad, un disminuído psíquico, que cuando dice lo de "mirar" se refiere a la televisión, y que para sus entendederas las prácticas de Shirley no son otra cosa que gimnasia.

Mulholland Drive

naomi_watts_naomi_watts_masturbacion

La 'pecadora': Naomi Watts

Técnica y resultados: Llorando como una magdalena, y presa de una profunda desesperación amorosa (y homicida), la Watts se convulsiona sobre el sofá. Su dedo anular derecho y el recuerdo de Laura Elena Harring, musa soñada y traidora, son el espinazo de una de las escenas masturbatorias más malrollistas de este informe. Andando detrás un David Lynch desaforado, no es para menos.

American Pie: El reencuentro

american_pie_reencuentro_alyson_hannigan_masturbacion

La 'pecadora': Alyson Hannigan

Técnica y resultados: Aunque parezca mentira, andando la Hannigan de por medio, en este acto de placer solitario no interviene ninguna flauta. Porque, ya casados y con niño, tanto ella como Jason Biggs siguen salidos como sendos picos de esquina, pero la monotonía de la vida conyugal les aplasta, así que ella acude a la alcachofa de la ducha, ignorante de que su cónyuge recurre al porno en internet. Estando en la película en la que estamos, está claro que todo acabará de forma acidentada, y con las partes íntimas de Biggs en estado maltrecho.

Secretary

secretary_maggie_gyllenhaal_masturbacion

La 'pecadora': Maggie Gyllenhaal

Técnica y resultados: Mientras que, en Hysteria, la hermana de Jake Gyllenhaal tiene el tiempo justo para su vida sexual (las fuerzas se le van defendiendo los derechos de las mujeres), en esta película se entregaba al sadomaso con fruición. Aquí podemos verla solazándose con el recuerdo de James Spader, su jefe dentro y fuera de la cama, pero el filme también nos la muestra empleando el baño de la ofi para lides pecaminosas.

Une Vraie Jeune Fille 

une_vraie_jeune_fille_masturbacion

La 'pecadora': Charlotte Alexandra

Técnica y resultados: Tratándose de un filme de Catherine Breillat (la directora que ofreció a Rocco Siffredi su primer papel mainstream en Romance X), lo indicado no es preguntarse cómo se masturba la protagonista, sino de qué formas no lo hace. Encarnando a una precoz adolescente, Alexandra aparece aquí frotando sus partes contra lombrices de tierra, un perro muerto, las olas de una playa... Tan variados son sus recursos, que cuando emplea los tradicionales dedos nos sentimos aliviados.

Lucía y el sexo

lucia_sexo_elena_anaya_masturbacion

La 'pecadora': Elena Anaya

Técnica y resultados: El personaje de la palentina en esta película es hija de una actriz porno. Y, aunque no tiene intención de seguir sus pasos profesionales, sí está interesada en el trabajo de su progenitora desde un punto de vista voyeur. O, como ella misma dice: "Me pone muchísimo ver follar a mi madre". En un momento de soledad, la chica nos demuestra que no miente, con la ayuda de un consolador. A juzgar por sus gemidos, y por las caras que pone, lo suyo sí que es un paroxismo.

El exorcista

exorcista_masturbacion

La 'pecadora': Linda Blair

Técnica y resultados: ¿Podemos llamar "masturbación" a esto? Tras no pocas dudas, y más nauseas, hemos decidido que sí, más que nada porque esta escena provoca un interesante debate. Y es que, por desagradable que resulte y muchos escalofríos que nos dé la imagen de la poseída Regan hurgando en sus intimidades con un crucifijo (ensangrentado, además), esta es posiblemente la escena de masturbación femenina más famosa del cine. ¿Será por cosas del machismo?

 
icono comentarios0 comentario
(17 valoraciones)
1 estrella 2 estrellas 3 estrellas 4 estrellas 5 estrellas

0 comentarios

Debes estar registrado y logeado para comentar en CINEMANÍA.
Alicante, puerto de salida de la vuelta al mundo a vela
Consigue tu ejemplar en Cinemania en Kiosko y Mas

Webs de PRISA

cerrar ventana